Peces

Peces con microchips inteligentes

Foto del autor

By Milthon Lujan

Las Palmas de Gran Canaría, España.- El sector productivo de la acuicultura ya no es un sector “tan emergente”. Al contrario: es una realidad que cada año crece de manera exponencial. En los últimos años, los informes de distintas organizaciones europeas ponen de manifiesto que la producción pesquera mundial duplica el crecimiento demográfico, y que, a través del sector de la acuicultura, esta producción destinada al consumo humano ya supera el 50% del total.

Es por este motivo que se hacen indispensables todos aquellos estudios e investigaciones que ayuden a que la producción de peces en piscifactorías sea más eficiente. La Unión Europea aboga, en su estrategia científica y económica, por desarrollar una acuicultura sostenible que garantice a los consumidores un producto sano, seguro y de gran calidad. Para ello, proyectos como AQUAEXCELL 2020 están centrados en impulsar este sector con varios ‘paquetes de trabajo’ que promuevan una mayor producción en el continente, mejorando la nutrición y la genética de los peces, o la tecnología de este sector.

Sin duda, uno de los equipos de trabajo más destacados en la última convocatoria de este proyecto es el que ha desarrollado un microchip inteligente que monitoriza el comportamiento de los peces en el agua, con el fin de detectar su grado de bienestar, un aspecto directamente relacionado con su desarrollo genético. El grupo de trabajo para el desarrollo de este dispositivo denominado AEFishBIT, está dirigido por el Centro de Acuicultura de CSIC (Consejo Superior de Investigaciones Científicas en España), y con la estrecha colaboración, entre otros, de tres institutos de investigación de la Universidad de Las Palmas de Gran Canaria. Es el ejemplo de una investigación multidisciplinar de varios investigadores universitarios que obtiene un extraordinario resultado para el sector productivo de la acuicultura europea.

READ  Acuicultores de Portuguesa se preparan para triplicar producción de cachama

“Es un micropchip 100% español, y el primer dispositivo mundial de estas características y singularidad, pues se trata de un elemento tan minúsculo que puede implantarse en peces de pequeño tamaño o en aquellos que están en pleno proceso de desarrollo”

“Hemos conseguido implantar en el opérculo (zona exterior de las agallas) de los peces de piscifactorías un pequeño chip del tamaño de una uña y con el peso de un gramo, que cuenta con un software interno que nos ofrece información sobre la frecuencia respiratoria del pez y su actividad física en los tanques de las piscifactorías”, explica uno de los investigadores de la ULPGC, el profesor Juan Manuel Afonso, perteneciente al Instituto EcoAqua. Afonso explica que su compañero José Antonio Montiel, desde el Instituto de Microelectrónica Aplicada (IUMA) ha diseñado el microchip; y que su compañero e investigador Miguel Ángel Ferrer, desde el Instituto para el Desarrollo Tecnológico y la Innovación en Comunicaciones (IDeTIC), desarrolló los algoritmos que forman parte del software de este dispositivo, que son los que monitorizan y capturan la información sobre la respiración y el movimiento de los peces.

Es un micropchip 100% español, y el primer dispositivo mundial de estas características y singularidad, pues se trata de un elemento tan minúsculo que puede implantarse en peces de pequeño tamaño o en aquellos que están en pleno proceso de desarrollo. Es el caso de las lubinas, doradas, salmones y truchas. “En España hemos monitorizado a doradas y lubinas desde las instalaciones de la ULPGC en Taliarte y en colaboración con el CSIC, y hemos conseguido implantar estos dispositivos de forma no invasiva y sin alterar el bienestar de los peces”, explica Juan Manuel Afonso.

READ  La inminencia de lograr cerrar el ciclo del atún rojo en Europa en ForoAcui

Hace ya un año que se iniciaron las pruebas iniciales de este microchip, intervalo de tiempo en el que se ha mejorado significativamente el dispositivo en su conjunto, “para que se quedara adherido al pez sin que le produjera ninguna distorsión ni que el animal intentara quitárselo, y para que fuera un chip totalmente impermeable”, comenta el investigador Miguel Ángel Ferrer, que apuntó que el dispositivo ya se ha patentado por el CSIC y la ULPGC, y sus resultados son todo un éxito compartido.

Reto científico: el resultado de la unión de varios institutos

En la ULPGC, los institutos universitarios IDeTIC y EcoAqua colaboran desde hace varios años en distintos proyectos que han medido el comportamiento de los peces, siempre sin alterar el bienestar animal ni su comportamiento normal. Sus experiencias y los resultados de esta fructífera colaboración consiguieron ser un referente importante para formar parte del proyecto europeo AQUAEXCELL 2020, donde también colaboran con el instituto IUMA de la ULPGC, formando un engranaje perfecto de investigación e innovación que favorece a uno de los sectores productivos en auge en Canarias.

En la actualidad, existen empresas locales canarias que trabajan en la producción de doradas y lubinas “que se aprovechan de nuestros proyectos” y que han logrado, así, conseguir los denominados peces “productores de élite”, aquellos animales con un gran potencial de crecimiento y muy valorados por el consumidor final: la excelencia en pescados.

Fuente: Universidad de Las Palmas de Gran Canaria

Deja un comentario