El Acuicultor

En la piscicultura, la calidad del agua es vital

Foto del autor

By Milthon Lujan

Por Will Hehemann*
Durante el Mes Nacional de la Calidad del Agua, los estadounidenses pueden tomar un tiempo para considerar la importancia de la calidad del agua en la producción del pescado que se puede hallar en los supermercados y restaurantes de todo el país, manifestó Amit Kumar Sinha, profesor asociado de calidad del agua en el Aquaculture/Fisheries Center of Excellence de la University of Arkansas at Pine Bluff (UAPB).

La calidad del agua juega un rol crucial en la determinación del crecimiento, el bienestar y la salud de los peces cultivados en los sistemas de acuicultura.

“Los peces realizan todas sus actividades en el agua, incluida la respiración, la alimentación, el crecimiento, el equilibrio iónico y la excreción”, manifestó.

“El éxito de una empresa de acuicultura comercial depende de proporcionar un ambiente óptimo para los peces cultivados”.

Los productores que crían peces en sistemas de acuacultura se enfrentan a una serie de parámetros complejos de calidad del agua que a menudo requieren un seguimiento continuo.

Estas variables incluyen la temperatura, el pH, el oxígeno disuelto, los sólidos en suspensión, la turbidez, el amoníaco, el nitrito, la carga de nutrientes, el dióxido de carbono y otros gases, la alcalinidad, la dureza, la salinidad y los metales.

La investigación del Dr. Sinha en la UAPB aborda la calidad del agua, la acuicultura y la toxicología de los peces, y determina formas de aumentar la producción de peces criados para el consumo humano.

Dureza del agua

Recientemente, el investigador ha estudiado el efecto de una dureza elevada en diferentes especies de peces.

READ  Pez zorro volador: reproducción, alimentación y cuidados

“La dureza es un parámetro integral de calidad del agua que puede determinar el éxito o el fracaso de un esfuerzo de acuacultura”, manifestó.

“Se requiere una dureza adecuada del agua para el desarrollo óseo, la coagulación de la sangre, la actividad enzimática, la integridad de la cáscara del huevo y el desarrollo embrionario de los peces”.

El Dr. Sinha dijo que la dureza es la suma de las concentraciones de calcio y magnesio en el agua.

El tipo de suministro del agua y el tipo de suelo del fondo determinan en gran medida la dureza total del agua en los estanques. Además, las operaciones de encalado también podrían ser una fuente potencial de dureza en las unidades de cultivo de peces.

“En lo que respecta a la dureza del agua, los requisitos óptimos de los peces son a menudo específicos de la especie” manifestó el investigador.

“La mayoría de las especies de peces se desempeñan bien en una amplia gama de valores de dureza, pero pueden sufrir cuando los valores de dureza son demasiados bajos o demasiados altos”.

La dureza por debajo de cierto nivel puede resultar estresante para los peces debido a la disponibilidad relativamente baja de minerales. No obstante, una mayor dureza del agua puede ser letal para los peces debido a la acumulación excesiva de calcio en los órganos vitales.

“En Arkansas y otros estados del sur, los piscicultores registran cambios significativos en la dureza total debido a la evaporación del agua durante los meses de verano o la dilución del agua del estanque durante los períodos de alta precipitación” dijo el Dr. Sinha.

“Estos eventos pueden afectar la productividad general de los peces”.

READ  CNA publica presentaciones de la AQUAEXPO Manabí 2014

Corregir la dureza del agua

Los productores pueden ajustar la dureza del agua con la adición de varios compuestos a base de calcio como el cloruro de calcio, carbonato de calcio y sulfato de calcio.

El cloruro de calcio es ampliamente preferido porque es muy soluble y también complementa el cloruro, que es un ión importante para la regulación de iones en los peces.

“Existe un consenso general de que el aumento de la dureza del agua podría ayudar a proteger a los peces contra el impacto de la salinidad, la toxicidad por metales pesados, los picos de amoníaco y los cambios de pH”, manifestó el Dr. Sinha.

“Considerando los beneficios de la dureza elevada, los piscicultores a menudo aumentan la dureza del agua de los sistemas de crianza. Sin embargo, la carga de dureza por encima del nivel óptimo puede provocar un efecto tóxico en los peces; estos efectos negativos suelen ser específicos de la especie”.

Efecto de la dureza en los bagres

Específicamente, el Dr. Sinha está investigando el efecto de la elevada dureza del agua en especies de peces de importancia comercial como el bagre del canal.

“Estoy estudiando una variedad de parámetros bioquímicos, hematológicos, de homeostasis del calcio, ionorreguladores e histopatológicos para comprender el efecto dañino de los niveles elevados de dureza”, manifestó.

“En general, esta investigación proporcionará una guía para el ‘nivel máximo’ de dureza que los piscicultores podrían mantener en sus sistemas de acuicultura”.

La investigación del Dr. Sinha en la UAPB aborda temas relacionados con la mejora de la industria de la piscicultura y la garantía de calidad del pescado para los consumidores. Sus principales proyectos de investigación se han ocupado de la toxicidad del amoníaco y la mitigación del estrés en los peces y el manejo de la proliferación de algas nocivas en estanques de acuicultura.

READ  FAO publica informe del taller de evaluación y monitoreo de la performance de la acuicultura

Sinha también investiga el impacto de los contaminantes (metales, alguicidas y pesticidas) en el medio ambiente, y trabaja para establecer mejores métodos para proteger los ambientes acuáticos.

Contacto
Amit Kumar Sinha,
Aquaculture/Fisheries Center of Excellence
University of Arkansas at Pine Bluff (UAPB).
Teléfono (870) 575-8136
sinhaa@uapb.edu.

* School of Agriculture, Fisheries and Human Sciences at University of Arkansas at Pine Bluff (UAPB).

Deja un comentario