Impacto Ambiental

Investigadores publican revisión científica sobre las condiciones ambientales que conducen a la proliferación de algas nocivas

Foto del autor

By Milthon Lujan

EEUU.- Cuando hay una combinación de incremento de la población, descargas de aguas residuales, fertilización agrícola y cambio climático, el cóctel es perjudicial para los humanos y los animales. El peligroso cóctel produce una floración de algas nocivas, y muchas de estas son tóxicas para los humanos y la vida silvestre.

Wayne Wurtsbaugh, Profesor Emérito en la Watershed Sciences Department en la Utah State University, junto con Hans Paerl y Walter Dodds, publicaron una revisión global de las condiciones que conducen a estas floraciones de algas nocivas en ríos, lagos y las costas de los océanos.

Wurtsbaugh manifiesta que su revisión será un excelente recurso para los estudiantes que estudian la contaminación y para los gerentes que deseen revisar los avances recientes en este campo de estudio. Su revisión destaca como las actividades agrícolas, urbanas e industrial han incrementado considerablemente la contaminación por nitrógeno y fósforo en los sistemas de agua dulce y marinos. Esta contaminación ha degradado la calidad del agua y los recursos biológicos, lo que ha costado a las sociedades miles de millones de dólares en pérdidas para la pesca, la seguridad del agua potable, el aumento de las emisiones de gases de efecto invernadero y los valores sociales relacionados.

La revisión científica destaca que aunque los cuerpos de agua individuales pueden verse más afectados por el aumento de fósforo o nitrógeno, el flujo unidireccional a través de arroyos, lagos y ecosistemas marinos crea un continuo en el que ambos nutrientes se vuelven importantes para controlar las floraciones de algas. Los autores informan que el aumento de nutrientes ha causado floraciones dañinas en aguas tan diversas como el lago de Utah (Utah), las corrientes agrícolas del medio oeste y el Golfo de México donde se ha desarrollado una zona muerta de 5,800 mi2 (15,000 km2). Los autores concluyen que, aunque los detalles específicos de la producción de algas varían tanto en el espacio como en el tiempo, puede ser necesario reducir las causas humanas de fósforo y nitrógeno para disminuir las floraciones de algas nocivas a lo largo del agua dulce hacia el continuo marino. Estas floraciones de algas hacen que las aguas sean disfuncionales como recursos ecológicos, económicos y estéticos.

READ  Un estudio desentraña la formación de ‘círculos de hadas’ en las praderas de Posidonia

La tecnología actualmente existe para controlar la excesiva adición de nutrientes, pero se necesitarán regulaciones más efectivas para controlar la contaminación de nutrientes agrícolas y la inversión en plantas de tratamientos de aguas residuales más avanzadas para reducir estos insumos y mejorar la calidad del agua. La mejora de la calidad de los sistemas costeros y de agua dulce será esencial a medida que el cambio climático y el crecimiento de la población humana generen mayores demandas de recursos hídricos de alta calidad.

Contacto:
– Wayne Wurtsbaugh, Professor Emeritus, Watershed Science
wayne.wurtsbaugh@usu.edu

– Traci Hillyard, Public Information Officer, S. J. Jessie E. Quinney College of Natural Resources, 435-797-2452
traci.hillyard@usu.edu

Referencia:
Wayne A. Wurtsbaugh Hans W. Paerl Walter K. Dodds. Nutrients, eutrophication and harmful algal blooms along the freshwater to marine continuum. WIREs Water, Volume 6, Issue 5, September/October 2019. https://doi.org/10.1002/wat2.1373 https://onlinelibrary.wiley.com/doi/abs/10.1002/wat2.1373 

Deja un comentario