Peces

En busca de estrategias nutricionales para una acuicultura más sostenible

Foto del autor

By Milthon Lujan

El grupo CIM-UVigo PHYStoFISH es uno de los socios participantes del proyecto Acuisost, financiado por 750,000 euros por Fondos NextGeneration EU.

trucha arcoíris
Trucha arcoíris

El Grupo de investigación de Fisioloxía de Peixes e a súa aplicación en acuicultura, PHYStoFISH, adscrito al Centro de Investigación Mariña de la Universidade de Vigo, CIM-UVigo, es uno de los socios participantes del proyecto “Acuisost: Sostenibilidad y resistencia acuícola a través de estrategias nutricionales”.

Anuncios

Acuisost es un trabajo orientado a promover la sustentabilidad de la acuicultura a través del uso de estrategias nutricionales basadas en la formulación de alimentos a base de nuevos ingredientes y la incorporación de aditivos tecnológicos.

Financiado por 750,000 euros por Fondos NextGeneration EU en el marco del Plan de Recuperación, Transformación y Resiliencia (PRTR) a través del Ministerio de Agricultura, Pesca y Alimentación, la subvención para la Universidad de Vigo asciende a 118,000 euros.

Liderada por el Instituto de Investigación y Tecnologías Agroalimentarias, IRTA, así como de la propia UVigo, las universidades de Barcelona y Murcia, el Instituto de Ciencia y Tecnología de los Alimentos y Nutrición, ICTAN-CSIC, y el clúster Acuiplus como representantes de la cadena de valor de la acuicultura, además de diferentes entidades referentes del sector privado: Dibaq Aquaculture, Healthe Tech BioActives, Natac, Tebrio y Technology and Vitamins Farmfaes.

El proyecto arrancó el pasado 30 de diciembre y tiene por delante 23 meses de intenso trabajo.

UVigo se encarga de evaluar cómo afectan estas nuevas dietas al apetito de los peces

Anuncios

“El objetivo principal del proyecto es la búsqueda de estrategias nutricionales que permitan obtener dietas funcionales basadas en nuevos ingredientes y mejoradas con la incorporación de aditivos naturales que sirvan para optimizar la salud y el crecimiento de los peces en cultivo, permitiendo una acuicultura más productiva, sostenible y preparada para los desafíos venideros como el cambio climático”, explica Marta Conde, investigadora distinguida de la Universidade de Vigo, que coordina el proyecto junto con el catedrático José Luis Soengas, líder del grupo de investigación PHYStoFISH.

READ  Proyecto brasileño estudia las enfermedades parasitarias que atacan a la gamitana

“Nuestro papel en este proyecto es evaluar cómo afectan estas nuevas dietas experimentales a los mecanismos que regulan el apetito en los peces, línea en la que tenemos una amplia experiencia en nuestro grupo, debido a que serviría de poco encontrar dietas funcionales si luego no es bien aceptada por los peces en cultivo”, destaca el investigador, a lo que añade que la participación de la UVigo en este proyecto surge de la incorporación del grupo al clúster Acuiplus, compuestos por un conjunto de empresas y entidades de investigación relacionadas con la acuicultura.

“Esto nos ha dado la oportunidad de contactar directamente con representantes de diferentes empresas y centros de investigación y desarrollar juntos una propuesta conjunta para la convocatoria de proyectos NextGeneration del ministerio subvencionados con fondos europeos”, dijo Conde.

Participar en el proyecto es una importante oportunidad para el grupo ya que, como se ha indicado, les permitirá la oportunidad de dar aplicabilidad práctica y trasladar al sector de la acuicultura el conocimiento y la experiencia adquirida durante muchos años en este grupo de investigación relacionado con el estudio de mecanismos que regulan la ingesta de alimentos en los peces.

Anuncios

Además, también supone abrir nuevas líneas y sinergias con los grupos de investigación implicados, “que cuentan con un alto prestigio a nivel nacional y con las empresas colaboradoras que seguro tendrán proyección en futuras propuestas”, subraya Conde.

Las pruebas se realizarán con dorada y trucha arcoíris

Bajo la coordinación del IRTA, Acuisost abordará el uso de materias primas alternativas, la reducción de agentes antimicrobianos mediante el uso de dietas funcionales que promuevan la salud y el bienestar de los peces, y la mejora de la calidad y vida útil de los productos de la acuicultura de manera integradora y focalizada en el cambio climático.

READ  Empresa coreana desarrolla piscigranja de anguilas “inteligente”

Todas las pruebas se realizarán en dos de las principales especies de la acuicultura española: dorada y la trucha arcoíris, lo que, según el proyecto, “permite abordar tanto la acuicultura marina como la continental, fomentando así una acuicultura más resiliente y sostenible”.

El proyecto se organiza en torno a tres líneas principales de trabajo:

  • Alimentación con harina de insectos como alternativa a la harina de pescado;
  • Alimentación funcional como estrategia alternativa al uso de agentes antimicrobianos; y,
  • La inclusión de aditivos en la dieta de estos peces para mejorar el producto final.

Deja un comentario