Patologías

Acuicultura entre el calentamiento global y resistencia a antimicrobianos

Foto del autor

By Milthon Lujan

Montpellier, Francia.- La resistencia a los antimicrobianos es responsable de unas 700,000 muertes cada año en todo el mundo. En relación con este fenómeno, un equipo de investigadores de IRD y CIRAD ha dado la alarma sobre el desarrollo de bacterias resistentes a los antimicrobianos en la acuicultura, lo que afecta la producción de peces y la salud humana en todo el mundo.

El estudio, publicado en Nature Communications, estableció por primera vez un vínculo entre el calentamiento global y un incremento en el riesgo de resistencia a los antimicrobianos, y advierte sobre el uso inapropiado de los antibióticos.

La acuicultura juega un rol vital en la seguridad alimentaria en muchos países, la actividad provee más de la mitad de los animales acuáticos consumidos por los humanos en todo el mundo. Es particularmente para los países en desarrollo, por ejemplo en Asia, que representa el 90% de la producción mundial.

La acuicultura depende fuertemente del uso de antibióticos para combatir las enfermedades infecciosas que amenazan la producción. Los acuicultores emplean grandes cantidades de antimicrobianos para tratar o prevenir enfermedades en sus granjas. Sin embargo, cuando se usan de manera inapropiada, los antimicrobianos son ineficaces y fomentan el desarrollo de las bacterias resistentes.

Los investigadores proyectan que el uso de los antimicrobianos aumentará en los próximos años, con el cambio hacia sistemas de producción más intensificados para satisfacer la demanda por productos de animales. Sin embargo, el uso combinado de los medicamentos antimicrobianos en la acuicultura y la contaminación que procede del continente hacia los cursos de agua, contribuye a la selección, surgimiento y diseminación de patógenos resistentes a los medicamentos, lo que representa una amenaza para la salud pública.

El sector de la acuicultura contribuye al reservorio de bacterias resistentes a los antimicrobianos principalmente mediante la administración de tratamientos terapéuticos y profilácticos para los animales, pero también en menor extensión con el uso de químicos, por ejemplo los desinfectantes.

Bacterias resistentes a los antimicrobianos relacionadas con la acuicultura

Los investigadores obtuvieron información de más de 11 mil aislados bacterianos resistentes a los antimicrobianos de animales acuáticos de crianza y de los sistemas de acuicultura. Ellos emplearon estos datos para calcular un índice de resistencia a los antimicrobianos.

READ  PNIPA invirtió S/73 millones en el 2019 en innovación en pesca y acuicultura

Un índice para evaluar los riesgos de la resistencia a los antimicrobianos en la acuicultura

Los investigadores de IRD y CIRAD pertenecientes al equipo de Fish Diversity and Aquaculture en el Institute of Evolution Sciences of Montpellier (DIVA, UMR ISEM) examinaron los datos de más de 400 artículos científicos que hacen referencia a más de 10,000 bacterias de origen acuícola de 40 países. Este metanálisis les permitió estudiar el efecto de la temperatura en la tasa de mortalidad de los animales acuáticos infectados con bacterias patogénicas comúnmente encontradas en la acuicultura. Luego realizaron una revisión sistemática sobre la abundancia de bacterias resistentes en las piscigranjas y calcularon el índice de resistencia a múltiples antibióticos (MAR) para 40 países.

Zamba, México y Túnez fueron los países con índices MAR más altos, mientras que Canadá, Francia y EEUU tuvieron los índices MAR más bajos.

“Nuestros resultados muestran que los ambientes acuícolas en la mayoría de países presentan altos niveles de resistencia a los antimicrobianos. Encontramos una fuerte correlación entre los índices MAR de la acuicultura y los índices MAR de bacterias clínicas humanas, sugiriendo que las diferentes actividades contribuyen a un pool común de bacterias resistentes a los antimicrobianos” reportan los investigadores.

El calentamiento global es en parte responsable

“Nuestros resultados muestran que el calentamiento global promueve el desarrollo de bacterias patógenas, por lo tanto, el desarrollo de enfermedades en las granjas acuícolas” explicó Rodolphe Gozlan, especialista de biodiversidad y salud en IRD.

Las bacterias acuáticas son en efecto sensibles a la temperatura. “Por lo tanto, el calentamiento global aumentará las tasa de mortalidad en las piscifactorías, lo que probablemente signifique un mayor uso de antibióticos” dijo Miriam Reverter, estudiante postdoctoral en IRD, y como muestra el estudio, la resistencia a los antimicrobianos ya es una realidad en varios países, entre aquellos que son altamente vulnerables al cambio climático.

READ  Ucateci e Idiaf destacan fortalezas y oportunidades de la acuicultura en diplomado

Una amenaza para la salud animal y humana

Los autores del estudio alertan sobre las consecuencias del uso inapropiado de los antibióticos, tanto para la sostenibilidad de la acuicultura como para la salud humana. “Las bacterias resistentes en acuicultura pueden propagarse o transmitir sus genes de resistencia a bacterias no resistentes que infectan a los humanos, causando enfermedades que son difíciles de tratar tanto en animales como en humanos” manifestó Samira Sarter, microbióloga del CIRAD.

Estos riesgos para la salud relacionados al uso de antibióticos no se limitan a la acuicultura. También se aplican a las granjas de animales terrestres. “Alrededor del 60% de las enfermedades infecciosas que actualmente afectan a los humanos son de origen animal. Si una bacteria resistente o sus genes fueran transmitidos a los humanos, y los antibióticos existentes fueran ineficaces, podríamos enfrenta un fuerte aumento en las tasas de mortalidad como resultado de resistencia antimicrobiana”.

Encontrar alternativas a los antibióticos

“Necesitamos urgentemente ayudar a los productos del sur del mundo a encontrar alternativas para tratar y prevenir enfermedades en las granjas de peces. Esto significa alentar la investigación que usan los enfoques One Health o EcoHealth, es decir, que es multidisciplinaria y multisectorial” dijo Gozlan. El trabajo ha demostrado que ciertas plantas son altamente efectivas para aumentar la inmunidad de las enfermedades en los peces. Su uso en las piscigranjas podría ayudar a reducir el uso de antibióticos. Junto con esto, los investigadores también trabajan en el desarrollo de sistemas de acuicultura resilientes, basados en los principios de la agroecología, con el objetivo de reducir las tasas de enfermedades.

*El índice es calculado para determinar la tasa entre el número de antibióticos a los que un aislado es resistente y el total de antibióticos a los que estuvo expuesto (un índice >0.2 indica una alta contaminación del antibiótico). El mapa muestra altos índices de resistencia antimicrobiana para 40 países que representan el 93% de la producción mundial acuícola.

Contactos:
Rodolphe Gozlan
IRD, Montpellier, France
rodolphe.gozlan@ird.fr

READ  CNA publica presentación de Lightner sobre EMS en camarones

Samira Sarter
CIRAD, Montpellier, France
samira.sarter@cirad.fr

Referencia (acceso abierto):
Miriam Reverter, Samira Sarter, Domenico Caruso, Jean-Christophe Avarre, Marine Combe, Elodie Pepey, Laurent Pouyaud, Sarahi Vega-Heredía, Hugues de Verdal, Rodolphe E. Gozlan. Aquaculture at the crossroads of global warming and antimicrobial resistance, Nature Communications, 20 April 2020. 

Deja un comentario