Procesamiento, Valor Nutricional

Aguas residuales del almacenamiento de arenque mejora el contenido de proteínas de la Ulva

Foto del autor

By Milthon Lujan

Aprovechamiento del efluente del procesamiento pesquero para el cultivo de lechuga de mar. Fuente: Steinhagen et al., (2024); Future Foods, 9, 100347.
Aprovechamiento del efluente del procesamiento pesquero para el cultivo de lechuga de mar. Fuente: Steinhagen et al., (2024); Future Foods, 9, 100347.

La búsqueda de fuentes sostenibles de proteínas es un tema candente, y de las profundidades del océano ha surgido un contendiente sorprendente: la lechuga de mar (Ulva sp.). Esta alga de rápido crecimiento tiene un inmenso potencial y los investigadores están descubriendo sus secretos para maximizar su valor nutricional. Los investigadores están descubriendo el potencial de Ulva por su alto contenido en proteínas. Pero ¿cómo podemos maximizar este beneficio?

Un nuevo estudio publicado por científicos de la University of Gothenburg y de la Chalmers University of Technology exploró el tratamiento poscosecha de biomasa de algas producida comercialmente a partir de cultivos marinos a gran escala de Ulva fenestrata con corrientes de agua residuales que emergen del almacenamiento industrial de arenque, la llamada agua de tina de producción de arenque (TUB).

Ellos buscan técnicas poscosecha para aumentar los niveles de proteína en Ulva producida comercialmente. Se centraron en un enfoque fascinante: utilizar el agua residual de la industria alimentaria, como es el caso del agua sobrante de los tanques de almacenamiento de arenque.

¿Por qué algas? Una fuente de proteína sostenible

Las algas ofrecen una oportunidad única para la producción sostenible de alimentos. A diferencia de los cultivos terrestres, no compite por el valioso espacio y prospera en granjas en alta mar. Esta «agricultura oceánica» tiene un inmenso potencial para aumentar la producción de proteínas sin dañar el medio ambiente.

READ  Científicos obtienen bolsas plásticas de conchas del camarón

Las algas cuentan con un perfil nutricional impresionante. Está repleto de proteínas, minerales esenciales, antioxidantes, vitaminas y fibras dietéticas. Incluso contiene PUFA n-3 (ácidos grasos omega-3) de cadena larga y vitamina B12, que a menudo falta en las dietas vegetarianas. Esto convierte a las algas en un actor poderoso en el creciente mercado de proteínas de origen vegetal, especialmente porque las opciones actuales a veces tienen dificultades para satisfacer las demandas nutricionales y de sabor.

Desafíos y avances: aumentar el contenido de proteínas

Si bien algunas especies de algas marinas tienen un contenido naturalmente alto de proteínas, el promedio se queda corto en comparación con las plantas terrestres como la soja. Sin embargo, los investigadores están descubriendo métodos innovadores para superar este obstáculo.

Una de esas técnicas implica un «sistema circular de producción de alimentos». Este enfoque utiliza el agua sobrante del procesamiento del arenque (agua de tina de producción de arenque o TUB) como tratamiento poscosecha para Ulva.

Ulva: La estrella en ascenso de la proteína de algas

Entre los muchos tipos de algas, la Ulva (lechuga de mar) está suscitando un gran interés. Ulva crece rápidamente, se adapta a entornos cambiantes y es eficiente para limpiar el exceso de nutrientes del agua. Sin embargo, su contenido en proteínas puede variar dependiendo de las condiciones de cultivo.

Convertir el desperdicio de alimentos en proteína

El estudio exploró los efectos de TUB en cultivos marinos a gran escala de Ulva fenestrata. ¡Los resultados fueron impresionantes! Las algas tratadas con TUB mostraron tasas de crecimiento significativamente más altas en comparación con las cultivadas sin él.

READ  Científicos identifican macroalgas por potencial para consumo humano y cultivo en Costa Rica

Según los autores del estudio: “Nuestro trabajo revela que el tratamiento poscosecha utilizando agua del proceso de producción de arenque (TUB), que normalmente se trata como desecho, puede mejorar la calidad nutricional del cultivo del hemisferio norte U. fenestrata. Específicamente, el tratamiento eleva el contenido de proteína cruda y aminoácidos esenciales más allá de los niveles naturales”.

Pero lo que realmente cambió las reglas del juego fue el contenido de proteínas. La Ulva fenestrata cultivada con TUB mostró un asombroso aumento del 71 % en el contenido de proteína cruda, alcanzando un notable 37,37 % de peso seco.

Proteína completa sin alergias

Este aumento de proteínas no se trata sólo de cantidad, sino también de calidad. El estudio no encontró aminoácidos limitantes en las algas tratadas con TUB, lo que significa que proporciona una fuente completa de proteínas. Además, no se detectó actividad alergénica relacionada con el pescado, lo que lo convierte en una opción segura para las personas con alergias a los mariscos.

Un circuito sostenible para el futuro

Esta investigación destaca el potencial del cultivo de Ulva como fuente sostenible de proteínas. En particular, demuestra un sistema de circuito cerrado en el que los residuos de la industria alimentaria se transforman en un recurso valioso. Al utilizar los flujos de agua sobrantes, podemos cultivar algas ricas en proteínas y al mismo tiempo minimizar el impacto ambiental.

Conclusión

“Nuestro estudio revela que el contenido de proteína naturalmente óptimo de la biomasa de U. fenestrata se puede aumentar mediante tratamientos poscosecha a corto plazo con aguas del proceso de producción de arenque”, concluyen los investigadores.

READ  Compuestos bioactivos potenciales en la macroalgas para tratar la diabetes

Este estudio es sólo un vistazo a las interesantes posibilidades de la Ulva y otras algas marinas. A medida que avanza la investigación, podemos esperar que técnicas aún más innovadoras liberen todo su potencial como fuente de alimento sostenible y nutritiva en el futuro.

El estudio fue financiado por Swedish Government Research Council FORMAS.

Contacto
Sophie Steinhagen
Department of Marine Sciences, Tjärnö Marine Laboratory, University of Gothenburg
Laboratorievägen 10, Strömstad SE-452 96, Sweden
Email: sophie.steinhagen@gu.se

Referencia (acceso abierto)
Steinhagen, S., Stedt, K., Trigo, J. P., Undeland, I., & Pavia, H. (2024). A step towards closing the food-waste gap in novel protein sources: Post-harvest protein boost of the seaweed crop Ulva by herring production tub water. Future Foods, 9, 100347. https://doi.org/10.1016/j.fufo.2024.100347