Sarasota, EEUU.- Los científicos de Mote Marine Laboratory han iniciado un nuevo estudio sobre el cultivo del Almaco Jack, pez que es insumo para el sushi o platos cocidos en algunas partes del mundo, pero que nunca antes ha sido cultivado en uno de los mayores hábitats, el Golfo de México.

Los científicos en el Mote Aquaculture Research Park (MAP) en Florida, recolectaron sus primeras muestras y datos de Almaco Jack procedentes del Golfo de México, y que se crían en un sistema de recirculación de acuicultura. Los científicos recolectaron estos peces en la primavera del 2017.

Los científicos esperan lograr la crianza y desove de las poblaciones de Almaco Jack de una forma sostenible, en sistema de acuicultura en tierra. Los científicos de Mote esperan proveer el conocimiento esencial para ayudar a la industria de acuicultura a producir juveniles de Almaco Jack en granjas en tierra para abastecer las jaulas en mar abierto. Esta investigación se convierte en una nueva oportunidad para la acuicultura en el Golfo.

Almaco jack (Seriola rivoliana) vive en aguas con temperaturas tropicales, subtropicales y a veces templadas en todo el mundo, y tiene otros nombres comunes como “Kona Kampachi” y “longfin yellowtail”. Los Almaco jack cultivados en sistemas de recirculación en acuicultura son listado como una “gran elección sostenible” por la guía Seafood Watch del Monterey Bay Aquarium.

“Este pez es un candidato perfecto para la acuicultura en mar abierto en el Golfo, debido a que conocemos que tiene un mercado fuerte y las personas lo crían en otros lugares, como Europa y Hawaii, pero la población del Golfo nunca ha sido cultivada” dijo el Dr. Kevan Main, científico principal en Mote y co-investigador principal para el proyecto almaco jack. “Estamos tratando de determinar cuáles son los requisitos para la maduración, el desove y la producción en hatchery”.

Normalmente, los científicos de Mote deben ajustar la temperatura, la iluminación y otras condiciones para ayudara los peces a desovar en sistemas de acuicultura de recirculación. Conocer las necesidades de cada especie de pez puede tomar año.

“Los peces nos sorprendieron, ellos empezaron a desovar por su cuenta la semana pasada, y desovaron casi todas las noches por más de una semana” dijo Man. “Algo aquí está funcionando bien, así que queremos saber qué condiciones desencadenaron este desove. Esto también nos da una buena oportunidad de comenzar nuestro muestreo antes de lo planeado. Cuando los peces están desovando, es un buen momento para realizar biopsias gonadales para identificar a los machos y hembras. También marcaremos, pesaremos y mediremos a los peces”.

En general, el estudio de almaco jack durará al menos dos años y se concentrará en: la comprensión del ciclo reproductivo en un sistema de acuicultura; desarrollar métodos para mejorar la supervivencia y el crecimiento en pruebas de investigación y a escala comercial; examinar las oportunidades comerciales; y diseminar los resultados a la comunidad científica y la industria de la acuicultura.