Ibagué, Colombia.- Con la implementación de tecnología de punta, se está desarrollando en el Tolima, específicamente en la vereda El Totumo, sobre la vía que conduce a La Montaña, uno de los proyectos más grandes de cultivo de tilapia, con inversionistas del Eje Cafetero.

El proyecto denominado Piscícola de La Montaña, trata de cultivos intensivos de tilapias (mojarras), que consta de 33 tanques en geomembranas, para una producción estimada de 15 a 20 toneladas de pescado mensual, según lo indicó William Giraldo, administrador del proyecto.

“Básicamente, las empresas involucradas, que son tres, tienen cultivos más pequeños en el Eje Cafetero y lo que se buscó con esto es poder llevar una aplicación industrial en lo que son los cultivos intensivos”, sostuvo Giraldo.

A diferencia de un cultivo de tierra, donde las densidades o la cantidad de peces por metros cúbicos son más bajas, en los cultivos intensivos, como el que se está ejecutando en la región, se puede obtener hasta 30 kilos de biomasa por metro cúbico.

“Los cultivos intensivos nos permiten tener mayor capacidad de producción con unos costos menores, siendo más amigables con el medio ambiente, porque el consumo de agua es gramáticamente diferente, pues no se requiere de recambio completo y químicamente se hace un recambio del agua del cinco por ciento”, explicó William Giraldo.

Cultivo tecnificado novedoso

El proyecto de tanques de geomembranas en la región, es considerado el cultivo tecnificado más grande de Colombia, debido a la implementación tecnológica utilizada, no desde el punto de vista productivo.

“Nosotros contamos con implementación tecnológica desde el punto de vista de protección de posta tierra y de automatización en lo que tiene que ver con el flujo eléctrico, entonces si se va la energía todo lo hace automáticamente”, complementó el productor y administrador del proyecto.

Asimismo, Giraldo mencionó que se está construyendo un software para tener un control en tiempo real de todo lo que tiene que ver con el cultivo. “Todas las estadísticas de producción las vamos a tener en línea, por eso, desde el punto de vista de implementación tecnológica este sería el proyecto más grande y único en Colombia” dijo.

Sostenibilidad ambiental

Por ser un proceso de gran magnitud, las empresas que se unieron para formar parte de éste, no desperdiciarán agua, por ello, el líquido resultante del proceso podría ser utilizado como riego de cultivos.

“Nosotros hemos trabajado en coordinación con Cortolima, precisamente lo que buscamos con este proyecto es que sea un ejemplo para otras explotaciones agrícolas, por ello usamos menos agua que cualquier tipo de cultivos, incluso, arroz o ganadería y el agua restante por sus altos componentes de proteína es muy buena para riego”, mencionó Girado.

Comercialización

El proyecto se encuentra actualmente en un 60 por ciento de ejecución, se estipula que al finalizar el año esté culminado en 100 por ciento, para ser comercializado.

“Inicialmente mientras se hace la transferencia de conocimientos completa en lo que tiene que ver con el cultivo, vamos a trabajar en el mercado local, Ibagué, Bogotá y alrededores, para la comercialización de la tilapia, pero la visión es lograr la exportación del producto”, concluyó William Giraldo.

Fuente: El Nuevo Día