México.- Desde el punto de vista de la inocuidad alimentaria, a nivel mundial la producción del ostión se ha dificultado debido a que ese molusco se cultiva en aguas cada vez más contaminadas, ya sea por agentes químicos, físicos o bacteriológicos. Cabe señalar que el ostión es un organismo que filtra agua para obtener sus nutrientes, motivo por el cual es frecuente encontrar elementos tóxicos en ese alimento.

Paraná, Brasil.- Con la expansión de la maricultura en el litoral de Paraná, crece también la preocupación con respecto a la calidad de los peces, crustáceos y moluscos destinados al consumo. Con esta inquietud, los científicos del Centro de Estudos do Mar (CEM) de la Universidade Federal do Paraná (UFPR) se dedicaron, desde el año 2012, a monitorear la salud bacteriológica de las ostras cultivadas en la región.

Chile.-  Patricio Villalobos, investigador asociado del Centro de Biotecnología “Dr. Daniel Alkalay Lowitt” de la Universidad Técnica Federico Santa María, obtuvo financiamiento de Fondef para su proyecto “Desarrollo de una plataforma de biosensor lipídico para la detección de marea roja in situ”, en el marco del II Concurso de Investigación Tecnológica del Programa IDeA.

Tongoy, Chile.- “Como un proyecto altamente exitoso que permite diversificar hacia la acuicultura y  es un ejemplo concreto para la pesca artesanal nacional”, calificó el subsecretario de Pesca y Acuicultura, Pablo Galilea, el cultivo de ostión del norte que se realiza en la bahía de Tongoy y que gracias al trabajo conjunto entre el gobierno y las organizaciones de pesca artesanal han permitido recuperar este recurso en menos de dos años.