España.- La consejería de Sanidad del Gobierno de Canarias informa de la celebración este jueves en el edificio de Usos Múltiples II de Las Palmas de Gran Canaria de la II Reunión Anual de la Junta de Gobierno y Asesora del proyecto Eurocigua, cofinanciado por la Autoridad Europea de Seguridad Alimentaria (EFSA) junto con 14 organizaciones europeas.

Esta reunión ha sido organizada por la Agencia Española de Consumo, Seguridad Alimentaria y Nutrición con la colaboración de la Dirección General de Salud Pública del Servicio Canario de la Salud, con el objetivo de mejorar el conocimiento científico sobre este problema emergente, no solo en Canarias sino en Europa, frente al que es necesario que las Administraciones Públicas implicadas realicen una gestión coordinada, eficiente y segura.

Durante el acto inaugural, el director del Servicio Canario de la Salud, Conrado Domínguez, dio la bienvenida a los asistentes y trasladó a la representante la Agencia Española de Consumo, Seguridad Alimentaria y Nutrición (AECOSAN), Ana Canals, el agradecimiento del Servicio Canario de la Salud "por su implicación y actuaciones posteriores desde que empezaron a confirmarse los primeros casos de esta intoxicación alimentaria para que este proyecto hoy sea una realidad".

Domínguez agradeció también a la Autoridad Europea de Seguridad Alimentaria (EFSA) representada en esta Reunión por Angelo Maggiore, "que tomara conciencia del riesgo real que implica la presencia de microalgas tóxicas en aguas del Atlántico medio, lo que se ha materializado en el proyecto Eurocigua".

Asimismo, señaló que "el proyecto de colaboración abarcará todos los aspectos relacionados con la identificación, confirmación, cuantificación de las ciguatoxinas responsables de la contaminación y la elaboración del material de referencia, pues no olvidemos -añadió Domínguez- que se trata de una enfermedad de reciente aparición en nuestras latitudes, cuyo agente responsable, las ciguatoxinas, tiene notables diferencias con las presentes en otras zonas del mundo donde esta enfermedad es endémica".

El director general de Salud Pública del SCS, José Juan Alemán, reconoció por su parte la importante labor realizada por sus antecesores en la Dirección General de Salud Pública desde la aparición de los primeros brotes de intoxicación por ciguatera y el esfuerzo realizado por la Dirección General de Pesca del Gobierno de Canarias, como autoridad responsable del control oficial en la producción primaria, "por su predisposición, desde el primer momento, en colaborar con Salud Pública en el control de los productos de la pesca, pues sin su inestimable colaboración, no habría sido posible gestionar de una forma efectiva este riesgo alimentario".

Proyecto Eurocigua

El proyecto Eurocigua se centra en la determinación del riesgo de intoxicación alimentaria por ciguatera (CFP) en Europa y aspira a:

Reaccionar ante la escasez de estándares y materiales de referencia,

Establecer métodos fiables para identificar y cuantificar las ciguatoxinas en el pescado y las microalgas,

Comprender la distribución espacial y temporal del Gambierdiscus spp. en las aguas europeas,

Evaluar la toxicidad de poblaciones de Gambierdiscus spp. potencialmente productoras de ciguatoxinas,

Valorar la posible presencia de ciguatoxinas en pescados de las aguas de la UE,

Y determinar la incidencia y las características epidemiológicas de los casos de ciguatera en Europa.

¿Qué es la ciguatera?

La ciguatera es una intoxicación alimentaria causada por la ingesta de pescado contaminado con ciguatoxinas. Los peces que provocan esta enfermedad acumulan toxinas producidas por microalgas de las que se alimentan, y habitan normalmente en aguas cálidas de los arrecifes de coral, tales como el mar Caribe y los océanos Pacífico e Índico (áreas endémicas).

Estas microalgas parecen haber expandido su distribución en la última década hacia regiones templadas. Los pescados de tallas más grandes y con una alimentación básicamente carnívora son los que con mas frecuencia son ciguatóxicos. Las especies implicadas hasta el momento en los casos registrados en Canarias son medregal, mero, pejerey y abade.

La intoxicación por ciguatera puede ocasionar síntomas gastronintestinales (como dolor abdominal, náuseas, vómitos, deshidratación y diarrea intensa), cardiovasculares (pulso irregular, hipotensión arterial y bradicardia) y neurológicos (picores, hormigueo, y dolor quemante ante un estímulo frio), o también otros síntomas como debilidad generalizada, dolor en músculos y articulaciones, dolores de cabeza, mareos, temblores y sudoración excesiva.

Casos de ciguatera en Canarias

Desde 2008, se han registrado varios casos de intoxicación alimentaria por ciguatera en Europa en viajeros procedentes de países endémicos. También se han registrado casos autóctonos de la enfermedad en Madeira y en las Islas Canarias, así como varios brotes, con más de 100 casos en los últimos años en nuestra comunidad autónoma.

Desde la aparición de los primeros casos se procedió a elaborar un Sistema de Vigilancia Epidemiológica de la Intoxicación por Ciguatera en Canarias (SVEICC), cuyo objetivo es conocer la incidencia y características epidemiológicas de estos procesos.

Actuaciones en el ámbito de la Seguridad Alimentaria

En el año 2009 y una vez valorada toda la información disponible, se elaboró desde la Dirección General de Salud Pública junto con la Viceconsejería de Pesca del Gobierno de Canarias, un programa de actuación para controlar este riesgo emergente basado en controlar en los Puntos de Primera Venta (PPV) los productos susceptibles mediante el cribado de los pescados potencialmente portadores antes de su incorporación a la cadena alimentaria.

Proyecto Eurocigua: http://www.aecosan.msssi.gob.es/AECOSAN/web/ciguatera/home/aecosan_home_ciguatera.htm