Lima, Perú (Andina).- El Presidente del Comité de Pesca y Acuicultura de la Sociedad Nacional de Industrias (SNI), Alfonso Miranda, señaló que las exportaciones de productos pesqueros para consumo humano en 2016 sumaron 908 millones de dólares.

Refirió que no obstante este resultado es menor en 1.2% al 2015, y representa una disminución por segundo año consecutivo, confía que el presente año, el sector pesca para consumo humano se recuperará con la promoción ofrecida por el gobierno.

Asimismo, indicó que los desembarques fueron menores en 24% durante el año pasado con respecto al año precedente, y el total de las exportaciones para consumo humano equivalen al 41.50% del total de las exportaciones pesqueras en 2016.
 
“Los productos congelados destacaron como los más importantes del sector de consumo humano en lo referente a sus ventas al exterior y que tuvieron mayor demanda en  España y Corea del Sur, teniendo en cuenta que ambos países incrementaron sus compras en 14.50% y 23% respectivamente”, dijo.

En tanto, manifestó que China, que era el principal destino del Perú para estos productos, redujo su demanda en 44%, posiblemente debido a que barcos piratas pescan en el mar peruano a la pota y compiten deslealmente con la industria peruana.

“Esperamos que las recientes medidas aprobadas por el Ministerio de la Producción (Produce), puedan controlar a los piratas internacionales que capturan nuestra pota, afectan a la pesca artesanal y a las plantas congeladoras”, dijo.

Conservas

Por su parte, las exportaciones de conservas volvieron a caer en 2016. El año pasado, su descenso fue de 26% con respecto a 2015, y los principales destinos fueron España, Alemania, Panamá y Colombia.

Según Miranda, la caída de las exportaciones y de las ventas nacionales de conservas se deben principalmente a la falta de acceso a la materia prima y a la internacionalmente denunciada competencia desleal de conservas procedente de Tailandia, tal como lo declaró a su paso por Lima, el secretario general de la Asociación Nacional de Fabricantes de Conservas de Pescado (Anfaco-Cecopesca) de España, Juan Vieites.

En productos curados, hubo una caída de 11.9%, lo que se explica por una mayor participación de países competidores como China y Marruecos que tienen menor rigidez laboral e impuestos más bajos que el Perú, explicó Alfonso Miranda.

En tanto, la acuicultura fue responsable de  exportaciones por un valor de 260 millones de dólares, destacando  las colas de langostino, conchas de abanico, langostinos enteros y trucha.

Miranda informó que los principales destinos fueron Estados Unidos, España y Francia. Añadió que con la posibilidad de exportar langostinos a China, se abren nuevas perspectivas para 2017.

Optimismo

Miranda expresó su optimismo para 2017 e indicó que espera que el gobierno resuelva los problemas que son comunes a la industria en general.

Adicionalmente, dijo que en el caso particular de la industria pesquera para consumo humano se requiere un tratamiento promocional para impulsarla y lograr la meta de exportaciones de 3,000 millones de dólares al 2021.

“Contribuir a la desaparición de la desnutrición infantil y generar 100,000 nuevos puestos de trabajo hacia el año del Bicentenario de la Independencia Nacional”, puntualizó.