EEUU.- El incremento de las importaciones de camarón de Indonesia, Ecuador e India han generado que los precios se reduzcan en más de un tercio durante el último año, informó el medio Bloomberg.

De acuerdo con el medio, si bien esta es una buena noticia para los consumidores, las mayores importaciones de camarón están agravando la situación de los pescadores estadounidenses, quienes han visto que su participación en el mercado interno se reducirá en cerca de 10%.

“No siempre fue sombrío el panorama para los productores estadounidenses. Hace dos década, los suministros de camarón eran considerados como un alimento gourmet, compitiendo con el bistec en los restaurantes. El mercado cambio cuando las tecnologías de cultivo mejoraron. Los científicos estadounidenses en los años 90 criaron camarones blancos libres de patógenos, una técnica adoptada en Asia y Latinoamérica que eventualmente condujo a una explosión de la producción comercial” indica Bloomberg.

Para inicios de la década del 2000, una ola de importaciones empezaron a llegar a EEUU, lo que convirtió al camarón en un commodity, dijo David Veal, director ejecutivo de American Shrimp Processors Association, al medio Bloomberg.

Puede acceder a la nota completa aquí.